domingo, 16 de diciembre de 2018

Testimonios de cursillistas


Dos hermanas que han vivido recientemente su Cursillo quieren compartirnos su testimonio:

Pasé muchos años con la duda de la existencia de Dios. Me consideré agnóstica hasta hace poco, cuando volví a conocer a Dios y sentí su amor y perdón incondicional en el Cursillo de Cristiandad. En esta experiencia me sentí iluminada y desde entonces me comunico todos los días con Él a través de las oraciones, amo de una manera diferente a mi novio, a mi familia y a mis amistades. Estoy amando de verdad.

Teresa Medina


El Cursillo 80 llegó a mi vida en el momento oportuno dispuesto por Dios. Soy de la República Dominicana donde, gracias a la misericordia de Dios, pertenezco a una comunidad de la Iglesia y donde he participado en muchos retiros, pero sé cada uno es especial y que en ellos siempre quiere regalarme su Gracia. Estaba pidiendo a gritos participar en un retiro así que, cuando Pilar y su esposo lo anunciaron en la Parroquia, no dudé ni un segundo en apuntarme, también porque había querido asistir ya en mi país al Cursillo pero por alguna razón no había podido. El Señor había iniciado en mí un proceso de sanación por una situación dolorosa que viví y en el Cursillo siguió revelándome que necesitaba seguir sanando y que eso no dependía de mí, sino que solo debía continuar depositándome en sus manos. Me permitió sentirme de corazón a corazón con Jesús y entender que le encanta que yo esté con Él, pero que también me quiere más humana, más con los demás y es lo que he ido trabajando desde que terminó el Cursillo.

Carolina Uribe


¡¡¡DE COLORES!!!

Clausura CC81


El sábado 8 de diciembre, coincidiendo con la festividad de la Inmaculada, hemos clausurado nuestro Cursillo nº 81.

Una vez más, el Señor nos ha recordado que Él nunca defrauda y que no se cansa de obrar maravillas en los corazones de aquellos que se dejan hacer. Y muestra de ello fueron los preciosos testimonios de los nuevos cursillistas. ¡Todo un regalo poder escucharles! Para todos ellos la Navidad se ha adelantado, Cristo ha nacido ya en sus corazones.

En representación de las Ultreyas compartieron su testimonio Felisa, Juani, Bea y Victoria, que recalcaron que es posible perseverar en el cuarto día cuidando la oración, la formación y la acción y apoyándose en la comunidad.

Como viene ocurriendo desde hace ya un tiempo, entre los hermanos de la comunidad que acudieron a la clausura, había varios que habían recorrido a pie, a modo de intendencia, más de 10 km. Nos puede servir esto para recordar nuestra vocación de peregrinos, que debemos ir por Cristo hacia el Padre a impulsos del Espíritu Santo, por los caminos del corazón del mundo a manera de fermento, con la ayuda de María y de todos los santos, llevando a los hermanos. ¡Que no decaiga esta iniciativa! 

En marzo, del 14 al 17, celebraremos el Cursillo 82, una nueva ocasión para acercar a los hermanos a Dios.


¡¡¡DE COLORES!!!








miércoles, 21 de noviembre de 2018

Convivencia de Escuela


El segundo fin de semana de noviembre estaba reservado para vivir la convivencia de Escuela, dos días para compartir, renovar nuestro compromiso con el Señor a través del Movimiento de Cursillos y dejarnos hacer “en manos del alfarero”. Empezamosla convivencia en la capilla, a los pies del Sagrario, ¡qué mejor forma de comenzar! Javier Ortega, nuestro consiliario, condujo una meditación sobre la capacidad de Dios de hacer nuevas todas las cosas. Qué maravilla saber que Él siempre está ahí para acogernos y para ayudarnos a superar nuestros errores, haciendo nueva nuestra vida.





A lo largo del sábado y del domingo, tuvimos rollos sobre la conversión personal, comunitaria y pastoral y sobre estos rollos trabajamos en grupos. Todos pudimos expresarnos y ser escuchados y conocer mejor a nuestros hermanos de Escuela en medio de un clima de trabajo, convivencia y unión que reinó durante todo el fin de semana.

La noche del sábado meditamos sobre el encuentro de Nicodemo con el Señor, que resultó una invitación a empezar de nuevo, a recuperar la energía primera, la ilusión del comienzo; y el domingo contamos con la visita de Ana Gil, de la Diócesis de Sigüenza-Guadalajara, que nos compartió su experiencia sobre el tiempo que ha coordinado el grupo interdiocesano Centro-La Mancha y nos explicó su funcionamiento.

Cómo no, tanto el sábado como el domingo disfrutamos del regalo de la Eucaristía, ambas intensamente vividas.

Y, en medio de todo esto, tuvimos también la oportunidad de celebrar el cumpleaños de nuestro consiliario y de darle gracias a Dios por Él, por su acompañamiento y disponibilidad.




En resumen, un fin de semana estupendo en el que tomamos consciencia de que tenemos que aunar esfuerzos y luchar por una misma causa: construir el Reino de Dios y llevar a nuestros hermanos al Señor para que su vida cambie y sea ¡de colores!

lunes, 12 de noviembre de 2018

Reunión de jóvenes cursillistas

El pasado día 3 de noviembre nos reunimos el grupo de jóvenes por primera vez este
curso, una ocasión de lujo para ponernos en marcha y acoger a los jóvenes que han
asistido al último Cursillo.

El lugar, como viene siendo habitual, los salones de Betania de la Parroquia de Nuestra
Señora de El Val, con la compañía del padre Arturo. Comenzamos presentándonos ya
que contamos con cinco nuevas caras: Daniela, Clara, Evany, Carolina y Teresa, que
han hecho su Cursillo en octubre. Vimos un precioso vídeo sobre la Eucaristía, a
propósito del cual dialogamos y compartimos y, a continuación, disfrutamos de la
Palabra, que nos recordaba que el Señor no nos abandona nunca: "… si pasas por las
aguas, yo estoy contigo, si por los ríos, no te anegarán..." (Is, 43).

Concluimos la reunión con un compartir fraterno, disfrutando de la comida pero sobre
todo de nuestra amistad y de nuestras ganas de seguir caminando muy cerquita de Jesús
y de nuestra Madre la Virgen.

Doy gracias a Dios por ese rato estupendo, por las nuevas incorporaciones y por la
ilusión y entusiasmo de todos.

Siempre DE COLORES,

Victoria


jueves, 1 de noviembre de 2018

Crónica del 3º aniversario de la Ultreya Virgen de la Soledad.


El día 22 de octubre, en la Parroquia San Juan Bautista de Arganda del Rey, la Ultreya Virgen de la Soledad celebramos nuestro tercer aniversario. Y lo hicimos llenos de ilusión y alegría, rodeados de numerosos cursillistas llegados de todas las Ultreyas de la Diócesis de Alcalá.


























Javier Ortega, nuestro consiliario, estuvo una vez más allí, para celebrar la Eucaristía y dar una preciosa homilía, en la que destacó la llamada a la santidad, tema que luego seguiría en el rollo tras la Eucaristía.

Un rollo, “Camino con mi Ultreya hacia la santidad”, que nos recordaba a todos aquellos dirigentes que nos precedieron en el Movimiento y que han sido un verdadero ejemplo de vida en Cristo. Cómo no, en nuestros corazones resonaron las palabras de “cuento contigo” y ”yo con tu Gracia”, porque la santidad es algo que podemos alcanzar todos, no solo aquellos que pertenecen a algún movimiento o parroquia, sino que es algo a lo que estamos llamados TODOS, de ahí la importancia de evangelizar y de ser fermento en nuestros ambientes.

Queremos ser cristianos sustentados en el trípode de la oración, la formación y la acción; cristianos siempre alegres, comprometidos y generosos, como en el compartir que se celebró tras el rollo en los salones parroquiales.

Momento de reencuentro y convivir de manera siempre alegre y distendida, porque celebrar un año más de perseverancia en el Señor te hace sentir DE COLORES.

Gloria Fernández Ruiz

domingo, 21 de octubre de 2018

Clausura cursillo nº 80


Acabamos de clausurar nuestro Cursillo nº 80, celebrado del 11 al 14 de octubre bajo la protección de nuestra Madre la Virgen del Pilar. Veinte nuevos cursillistas han tenido la dicha de disfrutar de un encuentro con el Señor y ver su corazón desbordado por un amor sin límites.

En la clausura, en la que contamos con la presencia de nuestro querido obispo D. Juan Antonio, fuimos testigos de todas las maravillas que el Señor había hecho en esos tres días en los corazones de los cursillistas. Entre estos preciosos testimonios, el de una joven que a sus 26 años había hecho durante el Cursillo su primera Comunión. ¡Qué bueno es el Señor y qué regalos nos hace! En todos, la alegría profunda de quien se ha encontrado con Jesucristo.

Por parte de las Ultreyas, escuchamos los testimonios de Casiano Valdivieso, Mª Jesús Martín, Ofelia Blanco, Pilar Arranz y Daisy Martínez, que nos compartieron cómo viven su cuarto día. Su ejemplo nos recuerda que juntos se puede y nos alienta a todos a perseverar. También tuvimos ocasión de escuchar las palabras de cariño y aliento de nuestro obispo que, una vez más, nos recordó que “la Iglesia es la casa en la que se puede vivir”.

Damos gracias a Dios por este Cursillo y nos ponemos manos a la obra: ¡toca echar las redes!, ¡el Cursillo 81 (5 al 8 de diciembre) está a la vuelta de la esquina y Cristo sigue queriendo contar con nosotros para extender su Reino!


¡De colores!







lunes, 16 de julio de 2018

Ultreya Julio-2018. Testimonio de Carolina (Alcalá de Henares)


El verano está aquí y con él las vacaciones estivales, pero este mes de julio seguimos reuniéndonos en nuestra ultreya semanal en Alcalá de Henares.

Es una bendición, seguir estando unidos en comunidad y poder enriquecernos en nuestra vida cristiana, con los testimonios de fe de nuestros hermanos. Un testimonio, por el que damos gracias a Dios, es el de nuestra hermana Carolina.

Este martes día 10 de julio, en nuestra ultreya, después del rollo de Beatriz acerca de lo que la ultreya supone para nosotros, hemos tenido ocasión de reafirmarnos en la importancia de ello, al escuchar a Carolina.

Ella, vivió su cursillo número 65 en nuestra diócesis, hace tres años. Nos habló de cómo el Señor ha transformado su vida, desde que tuvo un encuentro con Él hace esos tres años. Como ella decía, todos tenemos una historia personal detrás, sobre la que el Señor hace historia de salvación. La de Carolina era una vida mundana, hasta que conoció a Cristo, en el que, según sus palabras, ha encontrado un amor perfecto, que no exige nada a cambio. En esos tres años, pasó por algunos momentos difíciles, que suponían pérdidas, pero lo que estaba ganando era mucho mayor, los designios de Dios eran que fuera para Él, y Él para ella (como lo desea para cada uno de nosotros), y así nos daba la noticia de que en unos días, concretamente este domingo día 15 de julio, iba a ingresar en el convento de Carmelitas Descalzas de Boadilla del Monte.

El proceso de cómo se fue forjando esta llamada, el discernimiento que ha llevado con su director espiritual, nos ayuda a darnos cuenta de que Dios escoge caminos que podemos palpar, instrumentos a nuestro alcance (oración, personas, hechos concretos, …) para hablarnos y responder a nuestras dudas.

Dios la llama a una vida contemplativa, de oración, una vida, que según ella, no es fácil, de sacrificio y oración por los demás. Otra forma de evangelización, tan necesaria.

Ante su testimonio, no pudimos por menos que dar gloria a Dios, por lo que hace, y volviendo a recordar el rollo de Beatriz, le dábamos gracias por el regalo de la Ultreya, que tanto bien nos hace.

Este verano seguimos en “Ultreya”.


¡¡De Colores!!